Manuscrito: Características de género de las MIPYMES en un país emergente. ¿Es este un mundo de hombres?

En revisión por revista académica

Este trabajo presenta los desafíos, tendencias y patrones de crecimiento no sólo de las MIPYMES en Ecuador sino también de las empresas propiedad de mujeres y hombres en este país. Se identifican las políticas gubernamentales que han contribuido al crecimiento de las MIPYMES y la participación de las mujeres.

Entre sus principales hallazgos se encontraron que las empresas propiedad de mujeres están creciendo más rápido que las empresas propiedad de hombres. Además, las empresas propiedad de mujeres no difieren significativamente de las de los hombres en términos de productividad laboral. Sin embargo, las empresas medianas dirigidas por mujeres obtienen mejores resultados económicos. Incluso, ellas pagan salarios más altos a sus empleados en las micro y medianas empresas que las empresas de propiedad de hombres.

Por otra parte, debido a la limitada participación de las mujeres en el ámbito económico en países emergentes, este estudio revela que para mejorar la participación de las mujeres en el ámbito empresarial se necesitan más políticas de desarrollo en Ecuador. Entre las cuales se podrían considerar:

  • Primero, se necesita un marco institucional que concilie la familia y el trabajo para mejorar la participación femenina. Por lo general, las mujeres no sacrificarán la atención que prestan a sus hogares y familias por hacer crecer su negocio.
  • En segundo lugar, el acceso a una financiación adecuada es fundamental. Según CIEC (2018), el 57% de las personas no bancarizadas en Ecuador son mujeres.
  • En tercer lugar, las empresas deben ofrecer igualdad de condiciones laborales para hombres y mujeres. Hasta ahora, las mujeres ecuatorianas han ganado menos y trabajan más que sus pares varones.
  • Cuarto, las entidades públicas y privadas, como escuelas y universidades, necesitan empoderar a las mujeres y educar a los ecuatorianos en general a través de la acción afirmativa, la transversalización de género y otras iniciativas sociales para remover paradigmas culturales que restringen las oportunidades para las mujeres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *